¿Cuándo acaban los buenos chicos?

YAKOBCHUK VIACHESLAV/Shutterstock
Fuente: YAKOBCHUK VIACHESLAV / Shutterstock

Probablemente hayas escuchado el dicho "chicos buenos que terminan últimos". Si eres un buen tipo, es posible que conozcas la máxima de primera mano. Eres amable, dulce, leal y buscas una relación a largo plazo, pero por más que estés disponible, las mujeres no te buscan. Usted tiene un potencial de relación excelente, pero se siente ignorado repetidamente. Tal vez termines escuchando a tus amigas quejarse de sus insensibles novios idiotas.

Frustrante por decir lo menos.

La paradoja de Nice-Guy

La idea de "los chicos buenos terminan al último" es que las mujeres dicen que quieren salir con hombres agradables, pero en realidad, eligen hombres basándose en otras características, como el atractivo físico, el carisma o el estado. Tradicionalmente, la máxima de "los chicos buenos terminan el último" se opone a ser amable con ser atractivo, aunque sabemos que esto no siempre es así -ni siquiera suele ser el caso-. Los tipos agradables y menos atractivos, en esta formulación, están compitiendo con tipos atractivos, no tan agradables, y están perdiendo. Sin embargo, los buenos chicos podrían ser los mejores socios a largo plazo, a pesar de ser ignorados una y otra vez. Si las mujeres ven a un chico guapo y un chico no tan bueno en aplicaciones de citas, como Tinder o Match.com, ¿qué podría hacer que presten atención a otras cualidades, como la amabilidad?

¿Cómo se puede solucionar el problema de "los chicos buenos terminan el último"?

Un estudio reciente de Spielmann y MacDonald (2016) defiende la bondad al considerar en primer lugar cómo las mujeres a menudo encuentran socios potenciales en la actualidad, al examinar, en secuencia, una serie de fotos o perfiles. Las herramientas de citas online casi han estandarizado el proceso de búsqueda de un socio potencial, realizando estudios de laboratorio que piden a las personas que examinen a través de un conjunto ordenado de perfiles una representación bastante buena de cómo el amor ahora sucede en la vida real.

Aprovechando la popularidad de las citas en línea, los investigadores presentaron a las mujeres un conjunto de perfiles de citas masculinas. Estos perfiles variaban según el atractivo físico y la amabilidad (o la ausencia potencial), es decir, algunos perfiles se referían explícitamente a la capacidad de respuesta emocional, cuidado y relación, mientras que otros se referían a un desinterés por los problemas de los demás o una orientación profesional que hace que las relaciones sean menos de una prioridad. Al controlar el atractivo y la bondad de los perfiles que las mujeres vieron, así como el orden en que los vieron, los investigadores pudieron examinar el papel de los efectos de contraste en el interés romántico.

¿Cuándo gana el buen tipo?

Entonces, ¿cuándo una persona agradable, pero quizás no tan atractiva, tiene la mejor posibilidad de atraer el interés romántico de las mujeres? La evidencia apunta a una subjetividad fascinante en los juicios de las mujeres: las mujeres estaban mucho más interesadas en el objetivo receptivo (es decir, agradable) y poco atractivo cuando habían visto previamente un objetivo no receptivo (es decir, no tan agradable) (Spielmann & MacDonald, 2016) . Este objetivo podría haber sido poco atractivo o atractivo: en cualquier caso, se prefería el objetivo receptivo y poco atractivo.

Estos hallazgos subrayan la fascinante forma en que el contexto afecta los juicios sociales. Cuando te desplazas a través de socios potenciales, el orden en el que estudias sus diferentes atributos y ves sus diferentes cualidades físicas hace la diferencia. Para la persona muy agradable, pero no tan atractiva, esto significa que sería mejor no destacar su perfil: puede tener más éxito después de que las personas hayan considerado posibles socios cuyos perfiles transmiten menos receptividad emocional, amabilidad o lealtad.

Los efectos de contraste parecen jugar un papel bastante importante en las primeras impresiones que luego se traducen en una interacción futura, pero los estudiosos todavía tienen que examinar cómo podrían desarrollarse más adelante, una vez que la relación entre en acción. Quizás comparar con otras parejas, o contrastar con ex parejas, también tiene un papel en el mantenimiento de la relación.

Related of "¿Cuándo acaban los buenos chicos?"